Canapino retuvo el título, Alaux con problemas en la caja

Deportes 02 de diciembre de 2019 Por Diario Lider
Agustín Canapino, el piloto arrecifeño que representa a Chevrolet, consiguió su cuarto campeonato en el Turismo Carretera, en el Gran Premio Coronación Río Uruguay Seguros, que se llevó a cabo en Neuquén.
alaux neuquen

herfei nueva

La historia de Canapino se reescribe día a día y sus páginas continúan completándose con logros. Y es que apenas con 29 años consiguió retener su corona en la máxima categoría y festejó su tercer título consecutivo (el cuarto en su trayectoria). En tanto el local Sergio Alaux finalizó en el 23 puesto tras algunos problemas en la caja de transmisión.

El último piloto en obtener tres coronas de manera seguida había sido Guillermo Ortelli, el referente de Chevrolet, entre el año 2000 y el 2002. Y, curiosamente, a los 29 años el mismísimo Ortelli (séptuple campeón de la categoría) se adjudicó también su cuarta corona.

En el caso del local, Alauz tras la carrera indicó que "lamentablemente un problema en la caja nos hizo retrasar hasta el P23 en la final, una lástima por que tenía un auto para avanzar y terminar el año de mejor manera. Ahora a pensar en el 2020".

Fue un intenso fin de semana donde Emiliano Spataro, que había ganado la serie más rápida de la mañana y partía desde la primera colocación en la final, no pudo largar por un problema en un palier de su Torino y le cedió la primera colocación, automáticamente, a Valentín Aguirre, el joven piloto de Dodge.

En el segundo giro, un toque entre Mathías Nolesi (Ford) y Diego De Carlo (Chevrolet) generó el ingreso del auto de seguridad y la neutralización de la prueba.

El relanzamiento fue clave en el desarrollo de la primera mitad de la carrera porque Silva, a bordo de su Ford, le arrebató el liderazgo a Aguirre. Y la maniobra le facilitó al marplatense Ugalde, además, trepar al segundo puesto para relegar al arrecifeño.

Canapino, que hasta ese momento marchaba noveno, sacó provecho y avanzó dos colocaciones para subir al séptimo escalón de la prueba. En el octavo giro, Luciano Ventricelli perdió el control de su Ford, quedó sobre la leca y esa incidencia derivó en la segunda intervención del auto de seguridad.

Quien ostenta el número uno en los laterales de su unidad, comenzó a demostrar el potencial de su Chevrolet: en la décimo segunda vuelta sobrepasó a José Manuel Urcera -rival directo en la pelea por el campeonato- para alcanzar la sexta colocación. Mientras tanto, la disputa entre Silva y Ugalde por el liderazgo era incesante, al punto de que la diferencia entre ambos, a mitad de carrera, era inferior a las seis décimas.

Aguirre, desde el tercer lugar, comenzó a ejercer presión sobre Ugalde, ya que ganar, para él, se había transformado en una obligación. Y Canapino, de todas maneras, continuó con su monólogo: en la vuelta 22 pasó a Facundo Ardusso (Torino) para situarse quinto y, poco después, repitió la acción ante Juan Pablo Gianini (Ford) para adueñarse del cuarto escalafón.

Nada cambió en los primeros puestos: Silva fue contundente desde el liderazgo y sumó su décimo quinta victoria en el Turismo Carretera. Ugalde festejó su primer podio a bordo de un Torino. Y Aguirre, con otra destacada actuación, finalizó segundo la Copa de Oro Río Uruguay Seguros.

Hay pocos adjetivos que pueden describir el excelente presente de Canapino, que, sobre todo, se puede reflejar en estadísticas: el final del 2019 lo encontrará, nada más ni nada menos, que entre los siete pilotos con mayor cantidad de títulos en la historia del Turismo Carretera.

la nueva carpinteria

Te puede interesar