El descargo de Marta Escobar

Locales 03 de junio de 2016 Por Diario Lider
La ex presidenta del Consejo Escolar, destituida hace unos días de su cargo por el resto de los consejeros escolares, hizo un descargo sobre las acusaciones que recibió de sus ex compañeros.
marta

herfei nueva

El descargo lo realizó a través de la red social facebook en donde se refirió a las acusaciones que hicieran sus ex compañeros del organismo escolar en conferencia de prensa el martes pasado.

En la misma manifestó que "t engo que hacer este descargo públicamente, por considerar que no merezco ciertas acusaciones infundadas que se han vertido en los medios. Parece ría que no basta solo con destituirme, sino que debo soportar alegremente que traten de hacerme pasar como una persona autoritaria y en definitiva como la peor dirigente de la historia de este Consejo Escolar. Debo recordarles que asumí la Presidencia del Consejo el día 28 de Diciembre del 2015 y que solo han pasado menos de cinco meses de gestión en donde, quienes injustamente me destituyeron quieren hacer creer que solo me dediqué a destruir en lugar de construir".

Asimismo, manifestó que "si este organismo no ha funcionado como era de esperar no ha sido responsabilidad exclusiva mía, ya que debo recordarles que es un cuerpo colegiado en donde nunca obtuve la mayoría que se necesita para decidir temas importantes que resuelvan la problemática administrativa de los fondos confiados para sostener la comunidad educativa, que abarca diversas áreas, tales como: provisión de alimentos para los comedores escolares, coordinar con otras áreas para facilitar el mantenimiento de los edificios escolares, etc. Esto generó algunas diferencias respecto a la forma de actuar, haciendo que cada vez me encuentre más sola en la toma de decisiones, sin contar con el apoyo del resto del cuerpo que, por lo visto, entendían que su función era la de cuestionar cada acto que realizaba".

Por otro lado, sostuvo: "Todo lo hecho por mí, fue a su criterio un acto de autoritarismo sin encontrar nada positivo en mi gestión, esto me llevó a un nivel de aislamiento con el resto de los consejeros generándome problemas de salud que motivaron que en dos oportunidades termine en el hospital con un pico de presión. Mi responsabilidad siempre fue la de intentar hacer lo que correspondía, lamentablemente esto se mal interpretó como autoritarismo, pero lo cierto es que en estos casi cinco meses se resolvieron muchas cuestiones que con anterioridad se manejaron de otra forma. Puedo enumerar muchas pero los aburriría, solo les voy a contar algunas de ellas: En una oportunidad se decide llevar carne freezada mezclada con carne fresca para las escuelas rurales y dejarlas por algunos días en el Consejo, convirtiéndolo en depósito de carne sin contar con la habilitación de Senasa correspondiente.
Ante esto manifesté mi oposición por entender que las condiciones sanitarias no eran las apropiadas, sin embargo se resolvió arreglar un freezer viejo sin mi consentimiento en donde se depositó la carne y luego ante el pedido del tesorero me obligan a pagar su arreglo por medio de una disposición presentada justamente por él".

Y destacó que "esto generó una fuerte discusión pero solo fue el comienzo, luego vendrían otras por la asignación de horas extras, por la distribución de alimentos a los comedores, por la designación de personal auxiliar y porteros pero el colmo de todo -y hasta podría tomarse con humor- fue cuando un día llego y encuentro mi oficina toda desordenada porque habían resuelto reformarla y hasta ya tenían el color que iban a poner en las paredes. Por lo visto ya estaban convencidos de que me iban a sacar. Quizás pueda admitir el no haber podido enfrentar con éxito estas situaciones que les comento, pero lo que no voy a aceptar de ninguna manera es que se pretenda hacerme quedar como una persona autoritaria y carente de escrúpulos".

Para finalizar, aclaró que "se preguntarán porque no hice esta nota antes y les diré que no lo hice para no dilatar la recomposición del cuerpo, pero resuelto este problema me siento con todo el derecho de decir a quien quiera oírme que lo que me ocurrió es de una bajeza que jamás hubiera esperado; se que esto se resuelve en otro ámbito, pero vivo y me debo a esta sociedad que confió en mí y me llevo a ocupar el cargo del que fui injustamente destituida, a ella y solamente a ella quiero decirles mi verdad. Por último también quiero agradecer las manifestaciones de muchos vecinos que me han hecho llegar su apoyo y solidaridad".

cabañas

la nueva carpinteria

Te puede interesar