Nueva etapa de obra de la guardia del Hospital

La futura Guardia tendrá una superficie de 700 metros cuadrados y en ella además de las urgencias podrán atenderse pacientes ambulatorios.
hospital guardia

El emplazamiento de la nueva Guardia del Hospital Municipal Pedro T. Orellana, en la esquina de las calles Castelli y Dorrego, ingresa esta semana en una nueva etapa: Tras haberse completado el viernes pasado el derrumbe del edificio existente, comenzará la nivelación del terreno para iniciar el replanteo y construcción de cimientos, bases y vigas de fundación de hormigón armado, informó hoy el subsecretario de Obras Públicas, ing. Miguel Bulián.

La futura Guardia tendrá una superficie de 700 metros cuadrados y en ella además de las urgencias podrán atenderse pacientes ambulatorios.

Las instalaciones comprenderán un shock room con dos camas dotado de todos los adelantos técnicos para recibir, evaluar y estabilizar a pacientes con patologías de diversa complejidad; cuatro camas para pacientes en observación –de la evaluación dependerá el alta o la hospitalización-; cinco consultorios de atención al paciente; un estar médico y otro de enfermería; baños públicos; hall; sala de espera; oficinas  administrativas y acceso públicos y para las ambulancias.

Además contará con  un sistema de conexiones técnicas, con quirófano, tomógrafo y salas de internación, y públicas, para su utilización desde el acceso de la calle Castelli o por el ingreso al nuevo inmueble.

Un estudio especialista en arquitectura hospitalaria, Tecnikal, encabezado por el arquitecto sanitarista Néstor Casaprima, realizó el diseño de la nueva Guardia. Pero la dirección y ejecución de la obra está en manos del personal municipal, precisó Bulián.

El financiamiento de la obra se consiguió luego de que prosperaran las gestiones hechas por el intendente municipal, Dr. Miguel Fernández, ante el ministerio de Infraestructura y Servicios Públicos bonaerense, con el que el Departamento Ejecutivo firmó un convenio por 22 millones de pesos.

El plazo de ejecución de la obra es de 12 meses, por lo que deberá estar concluida en septiembre de 2019, aunque se aspira, en la medida de las posibilidades, a finalizarla anticipadamente para solucionar los inconvenientes y obstáculos que hoy genera una guardia funciona y ediliciamente obsoleta.

El edificio de la nueva Guardia quedará predeterminado para que el día de mañana pueda levantarse una planta alta de 600 metros cuadrados. El funcionario señaló que estará interconectado con el resto del Hospital y apuntó que su construcción, en el marco del Plan Maestro del Hospital, seguirá una ruta de trabajo que procure evitar la alteración o interrupción de las actividades que se desarrollan a diario.

re

cambio de domicilio (1)

vascos publi