Fernández: "Nos tenemos que animar a pensar cómo empezamos a generar actividad económica”

Política 04 de noviembre de 2018 Por
El intendente municipal, Miguel Fernández, participó ayer del acto de apertura de la Expo Rural y como siempre cerró los discursos centrales. Destacó la muestra en su nueva edición y ratificó al campo como una pata muy importante para el interior.
fernandez rural

El intendente municipal, Miguel Fernández, participó ayer del acto de apertura de la Expo Rural y como siempre cerró los discursos centrales. Destacó la muestra en su nueva edición y ratificó al campo como una pata muy importante para el interior.

Fernández reconoció haberse equivocado cuando se intentó volver a cobrar una tasa al sector lácteo por el uso de los caminos rurales por lo cual fue aplaudido por quienes se encontraban en la tribuna donde se desarrolló el acto oficial.

Dijo el jefe comunal: “Es gratificante para un intendente ver una muestra rural como la de Trenque Lauquen, llena de gente, de alegría y de color, donde confluye la producción primaria, los comerciantes, la gente que quiere pasar un buen momento, y en este espacio es tiempo de reflexiones”.

“Este año ha sido particularmente duro, no hay ninguna duda de las dificultades que estamos atravesando y más aún de los años previos donde tampoco hemos tenido mucho respiro, asumimos la gestión tanto a nivel nacional, provincial como municipal con enormes problemas hídricos que nos tuvieron a mal traer y que mucho tuvieron que ver con una enorme desinversión ya que a lo largo de muchos años el Estado en sus distintos niveles no se preocupó ni le interesó pensar en resolver esta cuestión”.

Asimismo dijo: “En lo personal soy más proclive a entender el pasado pero mirando para adelante y entendiendo los problemas y los que ejercemos la función de gobierno no somos extraterrestres que salimos de una fábrica de políticos, somos gente de la comunidad como muchos dirigentes de entidades que han dejado a un lado la comodidad de su bienestar y de compartir más tiempo con su familia para dedicárselo a ser servidor público”.

Al respecto sostuvo: “No es fácil para los dirigentes de las entidades y para quienes ejercemos la función de gobierno ese desafío porque también está lo de la exposición pública lo que lo termina condicionando, el debate que a veces parece de buenos y malos, River y Boca, sabios y no tanto, esa cosa permanente de estar enfrentándonos casi con una voluntad suicida y que nunca nos ha permitido resolver prácticamente ningún problema”.

Por lo tanto consideró que “es un buen momento para empezar a pensar si no tenemos que cambiar la perspectiva, por suerte acá en Trenque Lauquen tenemos ese sano hábito de discutir pero tratando de acordar, de juntarnos y entendernos, con las diferencias y con las necesidades y límites que cada uno tiene”.

“Para quienes tenemos que administrar la cosa pública el problema nuestro es el de todos, mi teléfono recibe muchos mensajes y pedidos, fundamentalmente de trabajo y de vivienda y cómo le explico a cada sector qué es lidiar con esta necesidad y demanda que además transmite la pobreza, no es fácil para alguien que tiene que ejecutar política pública resolver estos conflictos. La gente que pide trabajo se lo viene a pedir al Estado y el Estado no puede resolver el problema del empleo porque sino caemos en eso de aumentar el gasto público, la actividad privada es la que tiene que animarse, creo que ese es el secreto de los países exitosos y un enorme desafío”.

En este sentido consideró que “para que haya empresarios exitosos tenemos que mirar al campo y no es chuparle las medias, acá sabemos que hay mucha gente que se levanta muy temprano a la mañana a trabajar, con la incertidumbre de si llueve o no, si aumenta el dólar y si va a poder darle de comer a las vacas para producir leche y ver cómo se acomoda todos los días a las variables macroeconómicas, es muy difícil pero como se dijo recién el campo no se arrodilla, está siempre levantándose de cada cachetazo, miremos un poco a esa voluntad inquebrantable de sobrevivir a todas las contingencias de dirigencias que no se han animado a pensar hace mucho tiempo cómo se desarrolla nuestro país, complejo por cierto con una enorme extensión y baja densidad, con un mercado interno muy chico, pero nos tenemos que animar a pensar cómo empezamos a generar actividad económica”.

re

Te puede interesar